Tensión arterial

Es muy importante, sobre todo en personas de edad avanzada, llevar un control regular de la tensión arterial.

Conocer tus valores de tensión normales y detectar posibles anomalías puede ser de gran ayuda a la hora de diagnosticar determinadas enfermedades.

A continuación explicamos qué es la tensión arterial, cuáles son las medidas de presión normales y la diferencia entre la hipertensión y la hipotensión.

tension arterial

¿Qué es la Tensión arterial?

La tensión arterial es la presión que ejercen los vasos sanguíneos sobre la sangre que circula por nuestro cuerpo.

La presión arterial es imprescindible para un suministro continuo de nutrientes y oxígeno a todos nuestros órganos.

La sangre de nuestro cuerpo circula por los vasos sanguíneos. Estos son:

  • Arterias
  • Venas

Al circular, la sangre ejerce una determinada presión sobre las paredes vasculares.

Dicha presión depende de la fuerza con la que el corazón bombea la sangre y la capacidad elástica de los vasos sanguíneos.

corazón y vasos sanguineos

¿Cómo se mide la presión arterial?

 

La presión arterial se mide en mmHG (milímetros de mercurio).

Para ello se emplea un tensiómetro que registrará dos valores diferentes:

  • Presión sistólica: Es la fuerza que ejerce la sangre contra las paredes de las arterias cuando el corazón se contrae.
  • Presión diastólica: Es la fuerza que ejerce la sangre contra las paredes de las arterias cuando el corazón se relaja para llenarse de sangre de nuevo.

Ambos valores variarán dependiendo la edad de la persona.

Conoce más: Tabla de valores normales de tensión arterial según la edad

Como promedio y para una persona adulta sana podemos tomar como referencia los siguientes valores: 110/70 mmHG

Esto indica que la presión sistólica es de 110 mmHG y la diastólica es de 70 mmHG.

Hipertensión e Hipotensión

A continuación explicamos la diferencia que existe entre la hipertensión arterial y la hipotensión, ya que son prácticamente opuestas.

También encontrarás una serie de consejos si padeces alguna, así como algunos alimentos que te ayudarán a regular tu tensión.

Hipertensión o tensión alta

Se produce hipertensión arterial cuando la fuerza que ejerce la sangre contra las paredes arteriales es más elevada de lo normal.

Si estos valores se sitúan por encima de 120/80 mmHG se considera que padeces hipertensión.

hipertension

Entre los motivos que causan este problema encontramos:

  • Retención de líquidos
  • Gran ingesta de sal en las comidas
  • Descompensación hormonal

Las personas con unos kilos de más que padecen obesidad son más propensas a sufrirla.

Entre los alimentos para bajar la tensión arterial destacan:

  • Limón
  • Miel
  • Cebolla

Hipotensión o tensión baja

Se produce hipotensión arterial cuando la fuerza que ejerce la sangre contra las paredes arteriales es más baja de lo normal.

Por debajo de 90/60 mmHG podemos considerar que padeces hipotensión.

Entre los motivos que causan este problema encontramos:

  • Alcohol o ciertos medicamentos
  • Lesión sufrida por diabetes
  • Deshidratación

Entre los alimentos para subir la tensión destacamos:

  • Café
  • Sal
  • Embutidos

Si presentas una tensión arterial descompensada, es recomendable que acudas a tu médico de cabecera para realizarte los análisis oportunos y prevenir cualquier posible enfermedad.

Dichos valores pueden variar (además de con la edad) dependiendo si eres hombre o mujer.

Toma las referencias en este artículo como recomendaciones. No hay nada mejor que controlar periódicamente tu tensión para asegurarte de que todo marcha correctamente.

Recuerda. Una tensión arterial óptima no es garantía de un perfecto estado de salud. Hay otros muchos factores como realizar ejercicio frecuentemente y llevar una dieta equilibrada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *